domingo, 13 de mayo de 2018

Aglutinación en Hong Kong


Y es que si hubiese que elegir una sola palabra para representar a Hong Kong, esa sería “densidad”. Una ciudad donde los contrastes no van tanto por sus paisajes, si no por sus propios habitantes. Riqueza y pobreza conviven en las mismas calles de una ciudad muy pequeña llena de gente.

Pero no se asusten, hay sitio para más gente aún, no por algo es conocida como “la ciudad que nunca duerme”, gracias a lo que presenta el, probablemente, más bello skyline de todo el mundo, admirable.

Uno de los principales motores de la economía china nos ofrece, pues, todo tipo de artículos, si alguna vez imaginó algo extraño o difícil de encontrar, en Hong Kong lo encontrará si busca con la paciencia necesaria.

Pese a esto, gracias a sus años de tradición, no sólo nos ofrece uno de los mercados más potentes si no que además cuenta con una rica y bonita historia que han sabido conservar a lo largo y ancho de toda la ciudad, cultivados a fuego lento durante sus más de 5 milenios de historia.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Buscar este blog